PROYECTO PARA EL MUSEU FORTUNY (ETSAB 1997)


Único museo proyectado en la carrera, para acoger la obra artística del pintor Marià Fortuny Marsal, en el singular emplazamiento de la plaza de la Gardunya, detrás del mercado de la Boqueria de Barcelona.

El hecho de que el solar fuera alargado y coincidiera con la trayectoria del pasaje lateral sur de la plaza de Sant Josep (mercado de la Boquería), me sugirió la idea de un museo -recorrido-, que en realidad comenzaría desde la misma Rambla de las flores.

Para reforzar esta idea coloqué el acceso al edificio en el testero, que hacía fachada con el pasaje, como si fuera una boca que invitara a no desviar el paseo, generando el final de trayecto. Una vez dentro no quería detener este movimiento y organicé el pequeño edificio que se nos pedía de forma que la visita fuera de arriba a abajo.

Quería que el edificio fuera como una lámpara, un foco luminoso, de la plaza, de manera que pensé su piel de vidrio prensado en toda la altura de los ocho niveles.

Planteé la planta como un templo períptero, con celda interior, y dividí la planta en tres sectores. En la cola un gran ascensor- montacargas, el núcleo de accesos vertical. En el sector delantero situaría los espacios a doble altura, iluminados naturalmente, para exponer las esculturas. En el sector central de la planta dispondría de unas cajas o celdas cerradas, que el visitante tendría que atravesar, y que podían contener las piezas de arte más pequeñas y delicadas, de forma que éstas se pudieran iluminar muy controladamente. A ambos lados de estas celdas, dos escaleras-fachada que permitían ir bajando y recorriendo de forma rítmica los diferentes espacios museísticos.

La cimentación en pendiente del edificio estaba aprovechada para ubicar un pequeño auditorio para conferencias.

imagenes